Anuncio 2

Colapsar

Anuncio

Colapsar
No hay anuncio todavía.

Conflicto Rusia - Georgia

Colapsar
X
 
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • Solo una pregunta: Putin, primer ministro ruso, fue un ex-KGB. Que tipo de informacion ó inteligencia puede manejar para dar un movimiento como el que dio?

    Aqui hay algo que se pierde de vista tambien... Cuantos años tiene Putin en el poder? Y ojo, ahora ya no presidente...pero primer ministro. Osea... la continuidad del proceso esta vigente.

    Comentario


    • Siempre es bueno leer punto de vista diferentes a los que expresamente se llaman neofitos en este tema y se creen duenios de la verdad. Icluyendo mis modestas opiniones.

      Muy interesante el juego de ajedres:

      Bajo la Lupa
      Alfredo Jalife-Rahme

      ■ Detrás de Osetia del Sur: Kosovo, oleoductos y la OTAN


      Desde el final de la catastrófica etapa de Gorbachov y Yeltsin, la ex URSS, balcanizada en varios pedazos y reducida a su más modesta expresión rusa, ha buscado, primero, detener la brutal ofensiva de Estados Unidos y la OTAN tanto en su interior como en su periferia y, segundo, colocar una línea roja para pasar a la contraofensiva.

      El aventurerismo militar de Estados Unidos y la OTAN y sus derrotas, primordialmente en Irak y Afganistán, le dieron un respiro a Rusia, quien exhibió una perturbadora emasculación en su periferia inmediata, pero en ningún lugar como en la antigua Yugoslavia, donde ha sido humillada hasta el agotamiento.

      La embriaguez militar de Estados Unidos y la OTAN, después de haber cercenado toda la periferia de Rusia –el país con el mayor territorio del planeta (el doble de Estados Unidos y China, respectivamente)– cometió varios pecados de “lesa majestad” (v.gr. el despliegue de “defensa balístico misilístico” del régimen torturador bushiano en la República Checa y Polonia), pero ninguno como la independencia unilateral de Kosovo en la primavera reciente, a partir de cuando la dupla Putin-Medvedev decidió poner una línea roja y pasar a la contraofensiva en el frente europeo, mientras en los frentes centroasiático y medioriental Estados Unidos y la OTAN han sido detenidos.

      Es en este contexto que se ubica la guerra de Rusia y Georgia en Osetia del Sur, donde el Kremlin se aprovechó del error infantil del presidente de Georgia, Mikhail Saakachvili (egresado de Harvard, pero, más que nada, un instrumento de los halcones neoconservadores straussianos y de George Soros), quien el mismo día de la inauguración de los Juegos Olímpicos en Pekín (quizá para no perturbar a la opinión pública mundial) invadió la república separatista de Osetia del Sur con el fin de reincorporarla a Georgia. Era justamente el error que esperaba la dupla Putin-Medvedev para colocar su línea roja frente al asedio asfixiante de Estados Unidos y la OTAN.

      No todo es tan lineal ni maniqueo, porque aquí los matices son enormes, cuando la Unión Europea, que no es tan monolíticamente homogénea, no parece seguir el aventurerismo unilateral de los halcones de Estados Unidos, quienes apostaron una vez más a la parálisis, para no decir pusilanimidad, del Kremlin, al haber empujado al abismo a Georgia, cuya “nueva democracia” (que, por cierto, aplastó a su disidencia interna) incrementó demencialmente su presupuesto militar en 33 veces, al pasar de 30 millones de dólares a mil millones de dólares.

      Detrás del conflicto de Osetia del Sur, que desencadenó la guerra entre Rusia y Georgia, se juegan varios componentes: la respuesta a la independencia unilateral de Kosovo, la incorporación de Georgia a la OTAN programada para finales de año (con fuerte reticencia europea) y el trayecto del célebre oleoducto “BTC” que transporta el petróleo del mar Caspio al mar Negro y al mar Mediterráneo para abastecer a Europa: desde Baku, capital de Azerbaiyán colindante con el mar Caspio, pasando por Tbilisi, capital de Georgia, hasta Ceyhan, puerto turco en el Mediterráneo.

      Lo que se juega en Osetia del Sur es colosal: la definición en el incipiente nuevo orden mundial de las fronteras de la zona de influencia de Rusia, que resucita como nueva potencia de primer nivel en toda Eurasia, pero con especial dedicatoria en el Cáucaso, mucho más incandescente que los Balcanes debido a su diversidad multiétnica y religiosa.

      Lo paradójico se centra en la aparente irrelevancia de Osetia del Sur: diminuto “país” que optó por su independencia unilateral hace siete años cuando se separó de Georgia, en el contexto del caos de la desintegración de la URSS, que cuenta con menos de 4 mil kilómetros cuadrados, una exigua población de 70 mil habitantes, un miserable PIB anual de 15 millones de dólares (250 dólares per cápita) y nulos recursos, salvo el estratégico túnel Roki, que se conecta a Osetia del Norte (que forma parte de la Federación Rusa) y que fue capturada por el ejército ruso en la inmediata represalia a la invasión de Georgia.

      El darwinismo, una teoría biológica que pregona la supervivencia del mejor dotado, es obligadamente aplicable a los juegos geopolíticos y Olímpicos de los humanos: Georgia aplasta a Osetia del Sur (su capital Tsjinvali quedó pulverizada) pero se repliega ante el poderío ruso que acude al rescate de su aliado vapuleado en su frontera.

      Con el fin de pertrechar a su ejército en retirada, Georgia ha llegado al grado de retirar a sus 2 mil soldados en Irak, que instaló por su alianza con Estados Unidos, Gran Bretaña e Israel.

      El monumental error de Saakachvili, que ha llevado a Georgia a la zozobra, es doble: pensar que Rusia se quedaría con los brazos cruzados y, luego, el más grave, alucinar con el salvamento de Estados Unidos y la OTAN, que buscan desesperadamente concertar un cese al fuego para detener el avance ruso en el contexto de tres escenarios: 1) abrir un segundo frente en la otra república separatista de Abjazia; 2) expulsar al ejército invasor georgiano de Osetia del Sur y negociar la derrota de Tbilisi mediante la instalación de un régimen menos hostil y más neutral; y 3) ocupar Tbilisi y controlar parte del trayecto del oleoducto “BTC”.

      Los tres escenarios están vinculados a trueques geoestratégicos que puede arrancar Rusia a Estados Unidos y la OTAN desde Irán hasta los Balcanes.

      Sin contar la alianza militar de Georgia e Israel para capturar Osetia del Sur, que delata Debka (8/8/0, en Irán han de estar en el éxtasis debido más al debilitamiento del cerco en el mar Caspio (mediante Azerbaiyán) que por la derrota de un aliado de Israel.

      Los rusos son ajedrecistas y con su óptimo posicionamiento, es decir, su colocación inmejorable en el tablero de ajedrez en el Cáucaso, ya consiguieron la victoria en esta partida. Aquí el problema dependerá de los subsecuentes errores del adversario (léase: en orden, el régimen torturador bushiano y su títere georgiano), que no supo medir las proporciones ni las consecuencias de su invasión. ¿Para eso sirvió haber estudiado en Harvard?

      La dupla Putin-Medvedev consiguió colocar finalmente su línea roja, cuyas reverberaciones han puesto a temblar a Ucrania, los países bálticos y Azerbaiyán, que se han percatado de las fútiles promesas de rescate del régimen torturador bushiano, que luego de empujar al ingenuo Saakachvili a su aventura lo abandona a su triste suerte.

      Lo más trágico es que la mayoría de los errores monumentales del régimen torturador bushiano han sido explotados excelsamente por la “nueva Rusia”. ¿Quién en Eurasia desea ser todavía aliado de Estados Unidos, a riesgo de su propia perdición?
      El pesimista se queja del viento; el optimista espera que cambie, y el realista ajusta las velas y si es que no hay rema.


      www.caballerosdelaire.com

      Comentario


      • Sigamos formandonos una opinion mas amplia con un diferente analista internacional.

        Bajo la Lupa
        Alfredo Jalife-Rahme

        ■ Recomposición geoenergética del Cáucaso: derrota anglosajona


        Lo dicho: la captura fulminante por el ejército ruso del estratégico túnel Roki (ver Bajo la Lupa, 10/8/8 ), que conecta las dos Osetias (la norteña, que forma parte de Rusia, y la sureña república separatista), decidió el estupendo posicionamiento del Kremlin en el Cáucaso –tesis avalada por el portal israelí Debka (15/8/8 ) y selló la triste suerte balcanizada de Georgia, que fue conducida a su abismo por su imprudente presidente Mijail Misha Saakashvili, instrumento del megaespeculador George Soros. Debka confirma que Misha ha gritado a los cuatro vientos que Estados Unidos lo empujó a su aventura para luego abandonarlo. ¿A poco deseaba una tercera guerra mundial nuclear?

        Los multimedia rusos aseveran que la guerra en Georgia formó parte de una “conspiración del vicepresidente Dick Cheney para frenar la elección de Barack Obama” (Charles Bremner, The Times, 15/8/8 ). Entonces, se le revirtió su estratagema a Cheney y, de paso, puso en la picota a McCain, quien lució más bélico que nunca. Por cierto, el principal estratega de política exterior del panameño McCain es Randy Scheunemann, anterior director del infame Proyecto del Nuevo Siglo Estadunidense (PNAC, por sus siglas en inglés) –responsable teórico de las guerras contra Irak y Afganistán–, quien fungía como “agente” de Misha en Estados Unidos (Robert Sheer, Truthout, 13/8/8 ). ¡Qué bonito!

        La derrota del régimen torturador bushiano es triple: resucitó a Rusia como nueva potencia euroasiática; perdió la credibilidad con sus aliados en la periferia rusa y permitió el jaque a sus oleoductos que controla(ba) en Georgia, tránsito de los hidrocarburos del mar Caspio a Europa.

        Estados Unidos juega la barata retórica propagandista y la Unión Europea (UE) practica desesperadamente la diplomacia, mientras Rusia ha puesto en jaque a todo el Cáucaso: se posicionó en Gori (segunda ciudad en Georgia (a 80 kilómetros de la capital, Tbilisi), con la mira puesta en el cercano oleoducto BTC, y acorrala tanto al puerto Poti en el mar Negro (principal base naval de Georgia) como a la república autónoma de Ajaria (capital Batumi, la antigua Colchis de los griegos), cuya mitad de la población es sunita islámica y la otra rusa.

        Según Debka (12/8/8 ) Rusia ha sitiado Batumi: “importante puerto para el transporte desde Kazajstán y Turkmenistán. Su refinería petrolera maneja los hidrocarburos desde Azerbaiján”. La recuperación de la base militar en Batumi le concedería tres ganancias a Moscú: 1) Ajaria, “tercera provincia semiautónoma, se desprendería del territorio georgiano después de la pérdida de Osetia del Sur y Abjazia; 2) obtendría un pie estratégico en el mar Negro a las puertas de Turquía, y 3) controlaría también el paso a Kazajstán, Turkmenistán, Azerbaiján y Armenia”. ¡Nada más!

        Tal es el “efecto Kosovo” que iniciaron Estados Unidos, la UE y la OTAN en los Balcanes y cuya imagen en espejo se refleja ahora en el Cáucaso.

        La refinería de Batumi recibe los hidrocarburos provenientes de Azerbaiján (colindante con el mar Caspio), que llegan al puerto de Supsa por oleoducto y luego son transportados por tren a Batumi. Georgia quedaría asfixiada en el mar Negro (su otrora fuerza geopolítica).

        El resultado recompone así el mapa geoenergético a los dos lados del Cáucaso: el mar Caspio, que concentra una de las mayores reservas de hidrocarburos del mundo, y el estratégico mar Negro.

        Steve LeVine, del muy serio portal alemán Spiegel Online (14/8/8 ), resalta el “severo golpe energético que recibió Estados Unidos en Georgia” y cuyo “prestigio (sic) quedó hecho añicos en la periferia rusa: en esta parte del mundo, la diplomacia y la guerra versan sobre el petróleo y el gas, así como sobre hegemonía”.

        El triunfo de Rusia le concede “ventajas en la lucha por el acceso a 35 mil millones de barriles de petróleo y a varios billones de pies cúbicos de gas. Los probables perdedores: Estados Unidos y las trasnacionales petroleras occidentales que apostaron fuertemente en el mar Caspio”.

        Steve LeVine alega que “en el centro de la lucha se encuentra la extensa red de oleoductos” (en funciones y los planeados) “para transportar el petróleo del mar Caspio a los mercados mundiales desde países que formaron parte del imperio soviético”.

        La británica BP, encargada del oleoducto BTC (mil 800 kilómetros de largo y con capacidad de un millón de barriles al día), ha sido puesta en jaque por el ejército ruso a una corta distancia. También el famoso proyecto del oleoducto NABUCCO (ver Bajo la Lupa, 13/8/8 ) ha quedado en el aire.

        Chris Ruppel (citado por Steve LeVine), analista de energía de la correduría Execution, comenta que la construcción de oleoductos en el Cáucaso se ha vuelto “vulnerable” a la “ira de Rusia”. Steve LeVine aduce que los “rusos no necesitan cerrar el oleoducto BTC para obtener la ventaja en las guerras de energía”. Días antes de la guerra entre Rusia y Georgia, los separatistas kurdos del PKK habían saboteado parte del BTC en su trayecto turco.

        También ChevronTexaco (que tiene un barco con el nombre de Condie Rice) tendrá serios problemas para transportar el petróleo del importante yacimiento Tengiz (Kazajstán), colindante al mar Caspio, del cual posee la mitad de los activos.

        Stratfor (14/8/8 ), centro de pensamiento texano-israelí (que De Defensa asegura es un conglomerado de servicios de inteligencia de Estados Unidos), destaca que la trasnacional británica BP “sufrió un fuerte golpe en el conflicto de Georgia” y vaticina que “los efectos de la guerra en la política energética regional apenas empiezan. El mayor perdedor será BP”, que, más allá de Georgia, “enfrenta perder el control en la exploración, extracción, y las inversiones de oleoductos en Azerbaiján”.

        BP contaba con más de 34 mil millones de dólares de activos en la región del mar Caspio a finales de 2007: más de 22 mil millones de dólares en Azerbaiján, casi 10 mil millones de dólares en copropiedad con la petrolera rusa TNK, más de mil 500 millones de dólares en Georgia y casi 750 millones de dólares en Kazajstán. Se desprende que el jaque ruso en Georgia puede significar el mate a las trasnacionales anglosajonas en Azerbaiján.

        Stratfor, justo es reconocer, ha brillado intensamente en su pulcra reseña de la guerra del Cáucaso (a diferencia de su siniestra propaganda durante la guerra de Israel y Hezbollah), y refiere que “con la guerra en Georgia, Rusia se consolidó en forma inequívoca como el poder a ser reconocido en su periferia inmediata. Esto significará que los proyectos de energía en Asia central y en el Cáucaso tendrán que tomar en consideración los intereses de Rusia”. Otra vez volvió a perder Cheney.
        El pesimista se queja del viento; el optimista espera que cambie, y el realista ajusta las velas y si es que no hay rema.


        www.caballerosdelaire.com

        Comentario


        • ah y sobre las tan cacareadas sanciones que mephisto pronostico a los rusos y el ingreso ya mañana de georgia y ucrania a la otan les dejo algo de lectura para que no caigan de incredulos

          Ministros de la UE no logran consenso para imponer sanciones contra Rusia

          Bruselas, 29 de agosto, RIA Novosti. Los embajadores de 27 países de la Unión Europea no llegaron al consenso sobre el "nivel de sanciones" a Rusia, dijo hoy una fuente diplomática en Bruselas.

          Anteriormente, Bernard Kouchner, ministro de Exteriores de Francia, país que ejerce la presidencia de la Unión Europea, señaló que los miembros de la organización comunitaria "están estudiando las sanciones al igual que otras medidas" y agregó que Francia no propone aplicar el régimen restrictivo sino que trata de consensuar la posición común con otros países de la UE.

          Según la fuente, Polonia, Gran Bretaña y las repúblicas bálticas insisten en endurecer la actitud hacia Rusia, sugiriendo suspender las conversaciones sobre el nuevo acuerdo de cooperación, mientras Alemania y Francia se muestran a favor de una "actuación más cautelosa".

          La fuente no descarta que "Rusia sea castigada de manera indirecta": la UE prometerá a Ucrania admitirla, en un futuro, en la Unión y simplificará el régimen de visados con Georgia.

          El embajador ruso ante la UE, Vladímir Chizhov, advirtió en la víspera que la aplicación de sanciones contra Rusia "sería un error grave" que causaría mayor daño a la Unión Europea que a Rusia.

          Los líderes de la UE se reunirán el próximo 1 de septiembre en Bruselas para discutir la crisis de Georgia.
          UE no introducirá sanciones contra Rusia tras la cumbre de Bruselas

          Moscú, 29 de agosto, RIA Novosti. La Unión Europea no prevé introducir sanciones contra Rusia tras su reunión en la cumbre fijada para el 1 de septiembre, informó hoy Reuters, basándose en declaración de un alto diplomático francés, quien prefirió guardar anonimato.

          "Todavía no ha llegado la hora de aplicar sanciones", cita la agencia las palabras del diplomático.

          A iniciativa del presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, en Bruselas se celebrará el 1 de septiembre una cumbre extraordinaria de la UE, para analizar la situación en Georgia y las nuevas relaciones entre Rusia y la UE.

          Francia censuró decididamente la decisión de Rusia de reconocer a las repúblicas rebeldes de Osetia del Sur y Abjasia. El canciller francés Bernard Kouchner acusó a Moscú de haber violado el Derecho Internacional. Ciertos miembros nuevos de la UE propusieron introducir sanciones rigurosas contra Rusia.
          Ministro alemán duda que sea necesario sancionar a Rusia

          Berlín, 29 de agosto, RIA Novosti. El ministro de Asuntos Exteriores de Alemania, Frank-Walter Steinmeier, afirmó hoy que es innecesario imponer sanciones a Rusia.

          "Es de esperar que los países de Europa del Este, que asistirán el 1 de septiembre a la cumbre extraordinaria de la UE en Bruselas, insistan en suspender las conversaciones sobre las relaciones de asociación con Moscú", dijo Steinmeier en declaraciones al diario Frankfurter Allgemeine Zeitung.

          "Pero es probable que muchos coincidan en que no se deba hacerlo y que sería oportuno llevar esas conversaciones a un nivel político más alto", señaló el jefe de la diplomacia alemana.

          El ministro de Asuntos Exteriores de Francia, Bernard Kouchner, cuyo país ejerce la presidencia de turno de la UE, había declarado que se estudiaría imponer sanciones a Rusia durante la cumbre de la UE en Bruselas dedicada a Georgia.

          "Quiero que alguien me explique qué sería una sanción para Rusia", expresó Steinmeier.

          El ministro alemán criticó las duras declaraciones que lanzó Occidente contra Rusia.

          "Nosotros mismos estamos interesados en mantener buenas relaciones con Moscú", resumió el responsable de la diplomacia alemana.
          y para colmo los rusos son los que comienzan las sanciones

          Rusia prohibe a 19 empresas avícolas de EEUU suministros de carne al mercado ruso


          Moscú, 29 de agosto, RIA Novosti. La Agencia Nacional de Control Sanitario y Veterinario informó hoy de que desde el 1 de septiembre diecinueve empresas estadounidenses serán excluidas de la lista de compañías autorizadas para exportar carne de ave a Rusia.

          El comunicado, emitido por la agencia, indica que durante la inspección realizada en julio y agosto en empresas avícolas estadounidenses, especialistas rusos y estadounidenses establecieron que en algunos casos los proveedores de carne de ave incumplen las normas sanitarias, fijadas por la parte rusa.

          Ayer, el primer ministro ruso, Vladímir Putin, anunció que Rusia se dispone a recortar la lista de proveedores de carne de ave estadounidense. Putin destacó que esta medida se debe al incumplimiento de las normas sanitarias y veterinarias rusas y no guarda relación alguna con la postura de EEUU ante el conflicto de Osetia del Sur
          sigue durmiendo de ese lado mephisto que llegaras lejos

          Comentario


          • Para los que sacaban cuenta de quien ganaba o quien perdia pues ya rusia comienza a cobrar

            Rusia puede crear base de su Flota del mar Negro en Sujumi

            Moscú, 29 de agosto, RIA Novosti. El puerto de Sujumi en Abjasia podría ser aprovechado como base naval de la Flota rusa del mar Negro, declaró hoy el ex Comandante de esa flota, almirante Eduard Baltin.

            "El puerto de Ochamchira, también en Abjasia, es poco profundo, pero el de Sujumi puede servir como base para una treintena de buques de la Flota rusa del mar Negro", señaló.

            El almirante comentó de esta manera la propuesta del presidente abjaso, Serguei Bagapsh, de emplazar en Abjasia una base de la Flota rusa del mar Negro.

            Bagapsh anunció el miércoles que las autoridades abjasas adoptarán contramedidas a raíz del incremento de las fuerzas navales de la OTAN en el mar Negro.

            Comentario

            Trabajando...
            X