Anuncio 2

Colapsar

Anuncio

Colapsar
No hay anuncio todavía.

Proyecto tronador

Colapsar
X
 
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • #11
    Organismo 106 - COM. NACIONAL DE ACTIVIDADES ESPACIALES [Ver detalles]
    Oficina 0015/000 - UNIDAD DE ABASTECIMIENTO
    Teléfono 4331-0074- int 271/401/405/203 FAX 4342-2590
    e-Mail [email protected]
    Procedimiento Licitación Privada 7/2010
    Última Etapa Convocatoria
    Objeto de la Contratación Por la adquisición de componentes electrónicos para el Proyecto Tronador 2
    Última Actualización 03/02/2010
    Fecha de Apertura 16/02/2010 11:00
    Rubro ELECTRICIDAD Y TELEFONIA
    ____________________________________

    Organismo 106 - COM. NACIONAL DE ACTIVIDADES ESPACIALES [Ver detalles]
    Oficina 0015/000 - UNIDAD DE ABASTECIMIENTO
    Teléfono 4331-0074- int 271/401/405/203 FAX 4342-2590
    e-Mail [email protected]
    Procedimiento Licitación Privada 6/2010
    Última Etapa Convocatoria
    Objeto de la Contratación Por la adquisición de equipo de soldadura, equipo de inspección de soldadura e insumos para el Proyecto Tronador 2
    Última Actualización 03/02/2010
    Fecha de Apertura 15/02/2010 11:00
    _____________________________________

    Organismo 106 - COM. NACIONAL DE ACTIVIDADES ESPACIALES [Ver detalles]
    Oficina 0015/000 - UNIDAD DE ABASTECIMIENTO
    Teléfono 4331-0074- int 271/401/405/203 FAX 4342-2590
    e-Mail [email protected]
    Procedimiento Licitación Privada 4/2010
    Última Etapa Convocatoria
    Objeto de la Contratación Por la adquisición de elementos necesarios para el desarrollo de los IFOGs destinados al Proyecto Tronador2.
    Última Actualización 03/02/2010
    Fecha de Apertura 15/02/2010 15:00
    Rubro EQUIPOS
    _____________________________________


    Rubro EQUIPOS

    Comentario


    • #12
      Del presupuesto 2010 de la CONAE:

      Cita:
      En materia de Acceso al Espacio:

      - Continuar con la fase de desarrollo de elementos de navegación, guiado y control y propulsión.

      - Proseguir con el desarrollo de procesos producción de nuevos combustibles y comburentes, en particular con la puesta en marcha de una planta piloto de producción de monometilhidracina y de una planta piloto de producción de tretróxido de nitrógeno.

      - Efectuar el lanzamiento de un prototipo impulsado por un motor líquido de 4.000 kg de empuje, para realizar la prueba en vuelo de elementos de la electrónica de control y actuadores de un sistema de navegación, guiado y control. Los mismos forman parte de los desarrollos incluidos en el Programa Inyector Satelital para Cargas Útiles Livianas (ISCUL), cuyo objetivo es completar, en el año 2014, un prototipo de lanzador (denominado Tronador II) que permita la colocación en una órbita polar de 600 km de altura de un satélite de hasta 250 kg de peso. En este marco, se realizarán ensayos en banco sobre motores pequeños y medianos para la prueba de nuevas protecciones ablativas de motores.

      - Proseguir con el desarrollo, a nivel de ingeniería conceptual e ingeniería básica, de todos los componentes de un motor líquido de tipo regenerativo de 30.000 kg de empuje.

      - Continuar con los estudios de prefactibilidad necesarios a los efectos de formular el proyecto para la adecuación y/o construcción de una base de lanzamiento para el Inyector Satelital para Cargas Útiles Livianas, situada en la costa bonaerense.

      - Proseguir con la producción de hidracina y ácido nítrico, necesarios para las pruebas en vuelo y en banco.

      - Continuar utilizando la tecnología de propelentes líquidos en el desarrollo de los lanzadores de la CONAE, que ha probado ser la más eficiente para la puesta en órbita de satélites, tanto desde el punto de vista económico como de seguridad.

      - Continuar propiciando la capitalización de VENG S.A., empresa controlada por la CONAE a través de la cual se realizarán básicamente los desarrollos de Acceso al Espacio, recurriendo además en la mayor medida posible a los entes del Sistema Científico Tecnológico Nacional y desarrollando proveedores locales para todos los insumos necesarios.

      Presupuesto de la CONAE para 2010 $ 284.879.000

      http://www.mecon.gov.ar/onp/html/pre...df/P10E106.pdf

      Comentario


      • #13
        - A la izquierda esta el VS-30 con la carga util que lanzaron en 2008 (Op. Angicos), y lo puse para que vean el tamanio que tiene (mucho mayor a sus hermanos menores recientemente lanzados...)

        - Este bicho (derecha) es nuevo, y es de CONAE (no es el Gradicom del CITEFA).

        - Mide 6.1m de longitud, su cuerpo tiene un diametro de 438mm (el Gradicom tiene 350mm de diametro), y pesa 584Kg, de los cuales 181Kg corresponden a combustible.

        - Este vehiculo debe lanzarse segun entiendo en el primer semestre del anio 2010.




        Saludos.
        Me cuteo, esto es lo que lanzara CONAE en el mes de Marzo, confirmado por un colega amigo.

        Saludos.

        Comentario


        • #14
          Aquí una nota de 2008:
          Cita:
          Dentro de cuatro años el país tendrá su propio lanzador de satélites - lanacion.com

          Un cohete espacial made in Argentina
          Dentro de cuatro años el país tendrá su propio lanzador de satélites
          Es el Tronador II, de 20 metros de alto; se hicieron dos pruebas y fueron exitosas

          Si todo sigue según lo planificado, a fines de 2012 la Argentina podrá ingresar en el selecto club de países que disponen de vehículos espaciales propios. Para esa fecha está previsto el lanzamiento del Tronador II, vehículo de unos 20 metros de alto (como un edificio de 6 pisos) que puede transportar una carga útil de 200 kg a 500 km de altura

          "En la actualidad, el alquiler de un lanzador orbital para colocar un satélite en el espacio ronda la cifra de 12 millones de dólares, según el tipo de satélite. El desarrollo completo del Tronador II requerirá una inversión aproximada de cuatro millones de dólares", explicó el licenciado José Astigueta, responsable científico del proyecto Inyector Satelital de Cargas Utiles y Livianas (Iscul) de la Conae, durante uno de los talleres del Programa de Comunicación Pública de la Ciencia de Córdoba, consigna la Agencia CyTA-Instituto Leloir.

          Comentario


          • #15
            Nota de La Nación: 15/08/2010
            En este momento, hay sólo seis países o agencias internacionales en el mundo en condiciones de poner un satélite en el espacio: Ucrania/Rusia, Japón, China, Francia/la Unión Europea, la India y los Estados Unidos. Pero pronto, si todo marcha como está previsto, la Argentina se sumará a ese club de elite: con el aporte de varios cientos de investigadores e ingenieros del sistema científico, la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (Conae) avanza a paso firme en el diseño de un vehículo que, por un lado, incluya las tecnologías más avanzadas que puedan imaginarse y, por otro, se ajuste a las necesidades y objetivos del Plan Espacial Nacional.
            "Lo que tiene de fabuloso este tipo de proyecto es que estaremos en la "ultra frontera" del conocimiento -se entusiasma el doctor Conrado Varotto, director ejecutivo de la Conae-. Y lo hacemos no tanto por la capacidad de lanzamiento en sí, sino por una nueva concepción que tenemos de cómo va a evolucionar la tecnología espacial."
            En la actualidad, la Conae se centra en misiones de teleobservación de la Tierra con tres familias de satélites: la serie SAC (A, B, C, D y E, con instrumentos que funcionan en el rango óptico y/o microondas pasivos), la serie Saocom (con instrumentos en el rango de las microondas activos/radares) y la serie SARE, aparatos para determinadas aplicaciones muy propias de la Argentina. "Por ejemplo, que puedan colocarse en una órbita rara, que nos permitan pasar por un mismo lugar mucho más seguido a diferentes horas", detalla Varotto.
            Pero hay algo más. Este tipo de satélites permitirían desarrollar un concepto absolutamente innovador en materia de actividad espacial: la arquitectura segmentada, que concibe cada aparato como una pieza específica de un conjunto ( cluster , en la jerga técnica) dinámico, en el que cada una cumple funciones específicas y en el que todos comparten servicios esenciales.
            "Este nuevo concepto vendría a resolver problemas como éstos -explica Varotto-. Si ocurre algo en la Tierra que exige tener un instrumento arriba en semanas para poder observarlo, y eso depende de un satélite de los que se llaman clásicamente «monolíticos», como los que nosotros diseñamos, entre que lo concebimos y lo ponemos en órbita, pasan seis años como mínimo. Además, si uno tiene un desperfecto arriba, lo perdió. Y la tercera cuestión es que, en un aparato que ya está en órbita, si se producen avances tecnológicos, no se pueden reemplazar los dispositivos más atrasados. Son tres situaciones muy diferentes, pero que se resumen en el hecho de que lo ideal sería poder contar con «pedazos» de satélites o satélites chiquititos, cada uno con distintas tareas. Creo que este camino nos va a llevar a estar muy, muy avanzados en el espacio. Si contamos con los recursos, calculamos que en 2013 podríamos estar lanzando el primer vehículo."
            Nora bär
            LA NACION
            La arquitectura segmentada podría revolucionar la actividad especial. Alberto Ridner, gerente de gestión tecnológica de la Conae, lo ilustra con una analogía: "En las nuevas computadoras, usted conecta algo, un pendrive , y la máquina lo reconoce automáticamente; es lo que se llama plug and play . Bueno, el de la arquitectura segmentada sería un sistema parecido. Llega un nuevo módulo y el sistema que ya está en órbita tiene que aceptarlo, reconocerlo y ver qué funciones cumple. La nueva pieza, a su vez, usa esa infraestructura. Por ejemplo: no es necesario que lleve sistemas de comunicaciones, porque el aparato «madre» ya los tiene. O, al revés, el sistema de comunicaciones falló, y usted manda otro. Ahora es imposible enviar una cámara en cuatro o cinco meses, porque tengo que hacer todo el satélite completo, como un traje a medida. La idea es que si todo eso ya está arriba, entonces uno puede acercar un instrumento que reciba esos servicios".
            Para esto es indispensable desarrollar un sistema de navegación, guiado y con control de una exigencia extrema, tanto como para que permita inyectar un satélite a cincuenta o incluso treinta metros del otro.
            La idea es fabulosa, pero ¿es posible? "Bueno, nosotros decimos que sí? si uno dispone de lanzadores propios, de modo tal que los pueda tener en el momento en que los necesita y a costos razonables", contesta el doctor Conrado Varotto, director ejecutivo de la Conae.
            Entre las razones que alentaron este proyecto figuran el hecho de que la industria de lanzadores es muy limitada, que está condicionada por artilugios diplomáticos y comerciales, que alrededor del 70% del costo de estos dispositivos no surge de los "fierros", sino de las neuronas que aseguran un lanzamiento exitoso, y que éstas abundan en el país.
            Prototipo de propulsión
            "Nosotros calculamos que un vehículo como el que planeamos va a costar un cuarto de lo que costaría en cualquier otro lugar -dice Varotto-. Es obvio que conviene para el desarrollo del país, porque lo tengo cuando lo necesito y además abre una línea en la que uno puede seguir avanzando."
            El lanzador argentino, entonces, debería poder colocar satélites de entre 250 y 400 kg por debajo de la órbita LEO (típicamente entre los 200 y los 1200 km de altura).
            "Lo hemos encarado teniendo en cuenta que lo más crítico es la parte del sistema de navegación, guiado y controlado -dice Varotto-. Ya hicimos algunas pruebas en la altura, gracias a un acuerdo con Brasil, y anduvo muy bien. En lo que hace a la propulsión, en este momento, estamos muy avanzados en el primer prototipo de un motor de 30.000 kilos de empuje. Es probable que el primer lanzador tenga una combinación de tres de éstos."
            El combustible será líquido, como es usual en las misiones civiles, como ésta, y también desarrollado en el país. "El combustible se desarrolla en el país; los motores, y la estructura, también; el sistema de navegación, también? compramos afuera unos pequeños chips ", se enorgullece Varotto

            Comentario

            Trabajando...
            X